Redacción | Pantallazo Informa

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) concedió la razón a la Federación de Asociaciones de Periodistas Mexicanos (FAPERMEX) en la queja promovida ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Colima (CDHEC) contra la adición del Artículo 240 Bis del Código Penal para el Estado de Colima, mediante el cual se pretendía criminalizar a los trabajadores de este gremio en la entidad.

La queja fue presentada por el presidente de la FAPERMEX, Juan Ramón Negrete Jiménez, el 29 de junio de 2020, en la que solicitaba al entonces presidente de la CDHEC, Hermilo Flores Arias, se promoviera una acción de inconstitucionalidad ante la SCJN y se declarara nulo ese artículo por considerar que se estaban violando los Artículos 1º, 6º, 7º, 8º, 14 º, 16 º y 17 º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Negrete Jiménez apuntó que promovía dicha queja porque “los periodistas de Colima nos sentimos vulnerados en nuestras garantías individuales y lesionados por este Artículo 240 Bis que se le adicionó al Código Penal para el Estado de Colima, pues no solo nos están amordazando, sino que nos están impidiendo realizar nuestro trabajo con plena libertad, bajo la amenaza de llevarnos a prisión y ser sancionados económicamente”.

Asimismo, calificó este hecho como “un atentado a la libertad de expresión” y dijo que esta “Ley Mordaza” imposibilita y deja en indefensión el ejercicio periodístico.

La CDHEC promovió la acción de inconstitucionalidad, misma que fue aceptaba por la Suprema Corte y también aceptó otra acción promovida por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), interpuesta en los mismos términos que lo había solicitado la FAPERMEX.

La tarde de este jueves (4), la SCJN informó mediante un comunicado de prensa que:

“Invalida la SCJN artículo del Código Penal de Colima que sancionaba la difusión indebida de información relacionada con delitos, por violar el principio de taxatividad”.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), en sesión del Tribunal Pleno, invalidó el artículo 240 Bis del Código Penal para el Estado de Colima, el cual sancionaba “al que indebidamente” difundiera información relacionada con delitos, al considerar que resultaba violatorio del principio de legalidad en materia penal, en su vertiente de taxatividad, por no ser claro o inteligible para su destinatario, sino, por el contrario, vago e impreciso.

El Pleno sostuvo que la expresión “al que” era indicativa de que cualquier persona podía cometer el ilícito, pero que la norma no establecía bases objetivas para determinar en qué casos un particular actuaría “indebidamente”, lo que le impediría comprender la razón por la cual su conducta podría ser considerada como delito, quedando esa definición al arbitrio de los operadores jurídicos.

Como parte de los efectos, la SCJN señaló que la invalidez tendrá efectos retroactivos a la fecha en que entró en vigor el precepto impugnado y ordenó notificar a diversas autoridades involucradas con su aplicación.